maquillaje y las arrugas
Beauty tips

¿El maquillaje cubre las arrugas?

Una buena hidratación es la base para que tu cutis siempre esté cuidado. Luego el maquillaje te ayudará a ocultar y disimular las imperfecciones.

Con la edad aprendemos a cuidarnos y a querernos más, se vuelve cierto aquello que escuchábamos de la experiencia es un grado.

Ahora sabemos lo que nos gusta y sabemos reconocer lo poderosas que somos. Pero también, el paso del tiempo se traduce en la aparición de las primeras señales de envejecimiento, esas arruguitas que aparecen en el rostro y que con tanto ímpetu queremos que desaparezcan.

Las arrugas también nos recuerdan todo lo que hemos vivido, y es una forma más de ver cómo avanzamos en la vida. No hay que obsesionarse, llevando una correcta rutina de belleza diaria podemos reducir la aparición de estas y contribuir también a minimizarlas.

Rutina De Belleza Para Que No Se Noten Las Arrugas

Como siempre, el primer paso que debemos hacer es limpiar el rostro. Tendemos maquillarnos sin preparar antes la piel, y eso es un gran error.

Para pieles maduras o con signos de envejecimiento lo mejor es aplicar una mousse limpiadora, esta fórmula no daña la piel y, además, resultará muy hidratante para el rostro.

Tras la mousse o leche limpiadora, podemos usar agua micelar para equilibrar el ph de la piel, esta fórmula siempre es muy recomendable usarla para todo tipo de pieles.

Después, antes de adentrarnos en el maquillaje, debemos hidratar la piel en profundidad, esto contribuirá a que luego el aspecto del rostro esté mucho más aterciopelado y terso aplicando la crema hidrantante más adecuada para cada tipo de piel.}

Así, para hidratar el rostro antes de aplicar la base de maquillaje es fundamental la crema hidratante, a ser posible una que no sea demasiado oleosa, pero sí que esté enriquecida con vitamina C y antioxidantes.

como maquillarse sin que se noten las arrugas

Maquillaje Para Que No Se Noten Las Arrugas

Base de maquillaje específica

Lo primero es adquirir una base de maquillaje que sea específica para pieles maduras, estás suelen estar enriquecidas con vitamina C y además también con ácido hialurónico.

Para aplicar la base utilizaremos una brocha con cerdas suaves, a ser posible de las llamadas “lengua de gato”, así conseguiremos repartir el maquillaje de forma homogénea, sin incidir en los surcos o arrugas.

No hace falta aplicar mucha cantidad, pero sí es recomendable escoger un tono menos al nuestro habitual, pues así conseguiremos el efecto óptico deseado para disimular las arrugas.

Además nunca debes una base de maquillaje muy subida de tono, incluso en verano es aconsejable utilizar bases claras.

Iluminador y corrector, grandes aliados

El iluminador y el corrector van a ser nuestros grandes aliados, pero debemos aplicarlos con cuidado y no excedernos.

Así, aplica el iluminador en los pómulos y debajo del ojo, cerca del lagrimal, esto nos abrirá aún más la mirada. Si tienes muchas ojeras o bolsas, utiliza el corrector, mejor en crema que en lápiz, para no acentuar más las arruguitas que rodean al ojo.

Tras estos pasos, continuaremos con los polvos. Es un error muy común pensar que si aplicamos una mayor cantidad de maquillaje podremos disimular mejor las arrugas, pero el efecto que se consigue es el contrario:

Aplica los polvos con ayuda de una brocha grande, dando unos toquecitos suaves y cortos. El contouring, si no sabes hacerlo correctamente, no es recomendable para pieles maduras por el efecto de capas.

Recuerda que cuanto más maquillaje apliques, es más complicado conseguir un maquillaje homogéneo que disimule las arrugas.

Si puedes prescindir de los polvos, házlo, es mejor que solo apliques los polvos translúcidos una vez que finalices todo el proceso del make up.

Deja un comentario